Roger Vivier adquiere el zapato más caro del mundo

Este escarpín bordado con hilos de plata y topacios, que tiene tacón de pied de chèvre (pie de cabra), perteneció a la princesa Soraya, la esposa repudiada del sha de Irán. La casa Roger Vivier los creó en 1962 para ella y posteriormente fueron donados al Museo Romans, en Gran Bretaña.

El 30 de noviembre, parte de los accesorios de Vivier  que habían sido donados fueron subastados en la casa Aguttes, de París, y la propia firma pujó para recuperar la magnífica pieza, que ha adquirido por 19.750 euros. El precio de salida era de 300 euros y ni siquiera se subastaba el par, sino sólo uno de los zapatos.

En la puja, había también otros elementos únicos del diseñador, como zapatos que había lucido Elizabeth Taylor o John Lennon. También destacó una bota altísima amarilla, que fue vendida por 9.500 euros.

Muchos de los elementos fueron adquiridos de nuevo por la casa Vivier, que prefería que determinadas cosas no fueran  a parar a manos privadas. También Francia adquirió diferentes lotes para el Museo Internacional del Calzado, y otra parte importante fue a parar a la Federación Francesa del Calzado.

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta